Reflexión Dominical- 10 de Julio de 2016

8 de julio de 20160 COMENTARIOS AQUÍ

 (Lucas 10, 25 ― 37)
Año de la Misericordia

Qué fácil es tentar a Dios cuando queremos darnos gusto y buscarnos a nosotros mismos; qué triste es condicionar a Dios en nuestras vidas según nuestras exigencias, gustos y necesidades. Sinceramente el camino de la fe es exigente, pero, cuando se hace con honestidad, todo lo resuelve el Señor en el amor misericordioso que nos tiene. La fe debe ser creciente y para que llegue muy alto, hasta la estatura de Cristo, requiere ser probada pero según la ley de Dios. 

El maestro de la ley de este Evangelio quiere aparecer como un hombre justo; seguramente era correcto en su comportamiento, pero, la religión no puede ser acomodada al propio amaño y medida; no es una religión de supermercado donde busco lo que me gusta e ignora lo que me es exigente. Cuántos de nosotros vivimos nuestro Cristianismo de ese modo: buscando la complacencia propia o, peor aún, buscando de Dios lo que quiero, necesito o me agrada. De Dios todo lo recibimos para amarlo más. 

Es claro en esta página del Evangelio que para evaluarnos como auténticos cristianos, nos tenemos que examinar en cómo estamos practicando las obras de misericordia. Si perdemos este examen, hemos hecho de la religión un acomodo a la propia talla descociendo que la auténtica fe cristiana se celebra en la liturgia ―especialmente la Eucaristía― y se proyecta hacia el hermano. Si nos quedamos en la celebración, olvidamos que también el Señor está presente en el que nos necesita.

Año de la Misericordia; gran oportunidad para volver al Evangelio, para retornar a las obras de caridad, para quitar de nuestra sociedad la grava lacra de la indiferencia ante los que sufren; desterrar la odiosa costumbre de acaparar y guardar muchas cosas sin sentido; alejar para siempre el afán de consumir, gastar, derrochar, olvidándonos de los pobres. 

Hemos de ser buenos samaritanos para todos, sin excepción. Casi siempre el primer necesitado está en nuestra propia familia.
                  
P. Rodrigo Gallego Trujillo
Rector del Seminario Mayor de Buga
Comparta esta nota :
Todos los derechos reservados
Alirio Acevedo Sánchez
 
Con el apoyo de : Alirio Acevedo Sánchez | Amparo López Otálvaro | Juan David Acevedo Jímenez
Copyright © 2015. Sevilla Valle del Cauca - | Webmaster Alirio Acevedo Sánchez | Todos los Derechos Reservados.
Creado por Creating Website Publicado por Mas Template
Con la tecnología Blogger