Sobre la historia musical de Sevilla, antes de Bandola

14 de enero de 20170 COMENTARIOS AQUÍ

A propósito del ensayo del profesor Nelson Ortiz:
Hoy traigo a esta columna, una mención del ensayo “Historia musical de Sevilla, antes y después de Bandola” del profesor Nelson Ortiz Osorio.

Este reconocimiento al buen ensayo, lo hago particularmente porque tiene una gran importancia para Sevilla en su actualidad y en su futuro: Sevilla en el concierto nacional es hoy uno de los municipios de mayor posicionamiento musical, como quiera que el Festival Bandola hace parte de la agenda turística nacional, e indudablemente los días de su ejecución en agosto es la época que trae más turistas a Sevilla en todo el año. Igualmente y con menor impacto, el certamen Sevijazz, atrae la atención regional y nacional.

Aparte de la cultura cafetera,  insuficientemente aprovechada, Sevilla cada día fortalece su cultura musical que  le trae inmensos beneficios y la posibilidad que se destaque entre los más de 1000 municipios Colombianos. Moraleja: hay que respaldar todos aquellos proyectos musicales que mejoren lo que el Festival Bandola y la Casa de la Cultura han fomentado y consolidado en más de dos décadas.

El ensayo de Ortiz, es valioso por múltiples razones, pero solo expongamos unas pocas para que ustedes juzguen y participen:

1.  Los Autores: A pesar de ser Sevilla un municipio joven, tiene una historia musical que ya quisieran muchos municipios más antiguos y de mayor población. Solo menciono algunos autores de gran relevancia y que tienen una obra casi que desconocida: el maestro creador del himno de Sevilla, Luis j Echeverry, quien además forjo la saga de la familia Echeverri, que dejó una huella musical insospechada a través de Luis Carlos Echeverri y Hugo Toro Echeverri. Para resumir, podría uno decir fácilmente que los Echeverri tienen su propio cancionero inspirado en los aires sevillanos.

En orden del ensayo, aparecen autores relevantes como los siguientes: Jaime Arcila Díaz, Tocayo Ceballos, Ommel Bernal, Oscar Toro Echeverri, Gonzalo Vergara, Alfonso Gómez Ceballos, Argemiro Quintero (“Beethoven”), Manuel José Rodríguez, Julián Rodríguez, los hermanos Jorge y Rodrigo Jaramillo y Luis Eduardo Aragón Salazar.

Con esta masa crítica, prácticamente Sevilla consolida su propio repertorio musical incluyendo por supuesto el cancionero musical del grupo Bandola. Magnifico.

Pero la pregunta que se hace uno como ignorante musical pero de oídos atentos a los beneficios de la música, es la siguiente, entendiendo que es una pregunta compleja de respuesta compleja: Si Sevilla ya tiene un lugar destacado en el concierto musical colombiano , a que genero le debe apostar para consolidarse?: además de lo que estén pensando como organizaciones, el Grupo Bandola, La Casa de la Cultura, La escuela Municipal de Música (que merecidamente preside Luis Carlos Restrepo), Fundarse y otros; debería abrirse un debate generoso con la comunidad y aquellos adeptos  a la música que vivimos fuera de Sevilla. Que yo sepa esto no se ha hecho y valdría la pena por el bien de la música sevillana, que ya aparece nacionalmente en un escalón de respeto. Uno no puede ser bueno en todo y en los géneros tradicionales de la música colombiana del interior (bambuco, pasillo y similares), hay muchos mejores y con posicionamientos  de muchos años. Incluso el Festival bandola con 21 años a cuestas debería ser objeto de una reingeniería para mejorar y mantener todo lo bueno que ha hecho.

En un artículo reciente publicado en “ciudadano en la red” (GRUPO BANDOLA: De festival en festival. Cali, Junio 8 de 2016), propuse lo siguiente: montar una serie de RUMBAS SEVILLANAS, como las españolas, que son alegres como Mi Sevilla y que se cantan en coro y con las palmas y los pies. Son una buena herencia, como para compensar un poco la desquiciada época de la Conquista. A esta propuesta solo Luis Carlos Restrepo, respondió positivamente, ahora con la ayuda del maestro Ramiro Londoño, recién llegado a nuestra ciudad y con una extraordinaria voluntad de trabajo para fortalecer la Escuela Municipal de Música. Y le agrego otro comentario: Posiblemente en Colombia no existe un género musical, mezcla de pasodobles y rumbas españolas, lo  cual nos deja un promisorio espacio por llenar y ser los líderes a nivel nacional. Con esa música tenemos un derecho adquirido históricamente (“Mi Sevilla” es un pasodoble y lo canta y se lo sabe todo aquel que se precia de ser Sevillano).

2. Las grandes voces: empiezo por mencionar el mejor de todos (observación personal y subjetiva), que es Hernán “el mono” Herrera, de quien también escribí una columna en “ciudadano en la red” (Quien conoce al “Mono” Herrera? en 6/24/2011). Nelson Ortiz, menciona los siguientes en ese orden: Ana Rodríguez, Antonio gallego, Antonio Henao Jaramillo, Carlos julio Ramírez ( no es muy clara su estadía en Sevilla y la evolución de uno de los más renombrados barítonos Colombianos, quien supuestamente nació en Tocaima-Cundinamarca), Alberto Henao Jaramillo, Edvardo Gaviria (de gran trascendencia con el Conjunto Serenata), Enrique “el tuerto” Mejía, Enrique Grajales, Francisco “Pacho” Arango, Gabriel Gallego Salazar, Arcesio Gil López, Humberto Latorre, Javier Henao Jaramillo, Javier Jaramillo, Jorge “portalira” Toro Echeverri, José Henao, José Yara, Julián Jaramillo, Julio Betancourt ( de gran trascendencia con el Conjunto Serenata), Juvenal Valencia, Laureano Cuartas, Luis Eduardo Osorio, Los Hermanos Bernal, Los hermanos Gallego, Nelly Rodríguez, Néstor Granada (“El artista” Granada, de gran trascendencia con el Conjunto Serenata”), Sonia Granada, Olga Muñoz, Oscar Toro Echeverry, Raúl Borja, Simón López, “Tata” Antonio Gil , Rafael Pinto Navarro, Jairo Cataño Patiño, Omar castro Villoria. Agregaría a esta lista los nombres de Mario Velásquez, Gerardo Pino, Jessica Jaramillo y Silvio Henao.

Además de su mención como una nota adicional de homenaje a estas voces Sevillanas, deberíamos preguntarnos, si el esfuerzo que están haciendo las organizaciones musicales mencionadas, han producido otras voces jóvenes y talentosas, como condición que se requiere, además de buenos interpretes instrumentales, para sostener en el tiempo esta gran fortaleza musical de Sevilla en el ámbito nacional. Necesitamos proyectos musicales con metas y resultados y con criterios de autosostenibilidad, que los blinden de los caprichos de los políticos de turno.

3. Grupos musicales: Además del Grupo bandola, es muy justo reconocer la existencia de grupos musicales sevillanos que han tenido espacio en diferentes épocas y en diferentes géneros, muchos de ellos poco conocidos, pero no por ello, menos talentosos. Menciona Ortiz en su valioso ensayo, los siguientes grupos en este orden: Ámbito, Antídoto, Andra Melek, Caña Dulce, Conjunto Costa mar, Dúo Los Granadinos, Dueto de Ana y Nelly Rodríguez, Dueto Hermanitas Rodríguez, Dueto Hermanas Bernal, Dueto Los Montañeritos, El Dueto Ocampo, El Dueto Gallego, El Conjunto Danubio Azul, El Conjunto Serenata (estos dos últimos los más conocidos y celebrados por los Sevillanos), El Trio de Alonso Gallego, Escalibur, Guerreros de la luz, Helios y Vesta, La Clave y Sonora Concordia, La Murga de los Ocampo, La orquesta Danubio Azul, Las Hermanas Arboleda, Los Briceños, Los Turpiales, Pacho Bernal y su trio, Quinteto Los Rodríguez, Sexto sentido, Signos, Sobredosis, The Blue Star (recordados intérpretes de música tropical de baile), Trio Imperial, Trio Melodía, Grupo Trapananda, Grupo Yahuarcocha, Grupo Pachamama, La LLamita, Chalecos, Chispita, Aytamara.

El consejo posible con los grupos musicales, es tratar de recuperar toda la materia prima musical que generaron y que en algún momento futuro, podrían ser un excelente insumo para varios proyectos musicales con la marca de Sevilla y con la participación predominante de músicos Sevillanos y sus organizaciones, sea Grupo Bandola, Casa de la Cultura, Escuela Municipal de Musica, Fundarse, etc.

4. Las canciones: como son hechos musicales, tienen la virtud de ser los de mayor recordación.
A mi modo de ver, la canción más memorable de todo el repertorio musical es “Mi Sevilla”, que se ha convertido prácticamente en el himno de nuestro municipio.
Las canciones que siguen, han sido escuchadas varias veces(a riesgo de que injustamente algunas se queden por fuera), son de muy buena factura y muchas de ellas valdría la pena recuperarlas a través de los arreglos y las fusiones musicales de tal manera que sugestionen, enamoren y sean apropiadas por los jóvenes y aplaudidas por los mayores: Sevillanita,  (Eladio Espinoza); Dicen que ya no me quieres (Luis Carlos Echeverri); En esta noche tropical (Hugo Toro Echeverri-HTE), Gitana (HTE), La tusa (HTE),  Madrigal (HTE), Porque te quiero? (HTE), Siempre te he de querer (HTE), Avivato (HTE), Se quemó el año viejo (HTE),  Rosa Linda (Tocayo Ceballos- su letra no aparece en el ensayo) y Romance del bien perdido del mismo autor. Reconocimiento especial al trabajo de Julián Rodríguez con sus canciones al mejor estilo de Les Luthiers. Y por supuesto las canciones de Bandola, especialmente la Esfera Azul y Mi Pueblo (Ana Lucia Muñoz), que es una canción esplendida y que seguramente si se repitiera en la radio como corresponde, sería un éxito nacional.

5. La gran pregunta: la plantea el profesor Ortiz en el ensayo y dice  así: “Tanto el Grupo Bandola como las demás agrupaciones musicales de Sevilla, no han explorado debidamente la inmensa riqueza poética y el crecido catálogo de composiciones musicales de excepcional belleza, de autores Sevillanos que deberían ocupar lugar preponderante en sus repertorios”. A ello le agregaría la responsabilidad de las organizaciones que tienen que ver con el arte y con la música como son La Casa de la Cultura, La Escuela Municipal de Sevilla, Fundarse.

Solo me resta felicitar al profesor Ortiz por su buen trabajo de investigación musical y agradecerle su esfuerzo de quijote. A los lectores a que participen en estos intentos de dialogo y opinen sobre cuál es la mejor canción Sevillana.

Posdata1: Es esta una invitación a que todas las organizaciones que tienen que ver con la cultura y especialmente con la música, sumen sus esfuerzos y trabajen en armonía por el bien de Sevilla. Hay espacio para todos: sigamos el ejemplo de los paisas antioqueños, quienes anteponen el bien general sobre mezquinos intereses personales o de grupo.

Postdata2: en junio de 2016, le entregamos al Alcalde Freddy Omar Osorio, una iniciativa de carácter social que ha sido muy exitosa en la ciudad de Barranquilla: el futbol como instrumento de integración social y de recuperación del deporte más tradicional de Sevilla. Nunca respondió, a sabiendas que es la administración pública quien lo debe aprovechar para bien de los sevillanos más vulnerables.

Por: Ernesto Pino
Comparta esta nota :
Todos los derechos reservados
Alirio Acevedo Sánchez
 
Con el apoyo de : Alirio Acevedo Sánchez | Amparo López Otálvaro | Juan David Acevedo Jímenez
Copyright © 2015. Sevilla Valle del Cauca - | Webmaster Alirio Acevedo Sánchez | Todos los Derechos Reservados.
Creado por Creating Website Publicado por Mas Template
Con la tecnología Blogger